Lecciones Ayuda Fotos La Maestra Prensa Compras Enlaces Contacto
 

Lecciones
Sumergirse    La Patada   La Brazada    Flotar    Agarrar la Pared   Nadar Solo
Rotar y Flotar    Respirar y Nadar

 

Nadar Solo

Los bebés mueven los brazos y las piernas en el agua como si estuvieran nadando, pero nunca serán independientes en el agua a esta edad. Su bebé está desarrollando una base positiva y una actitud feliz, ambas muy necesarias para aprender nadar. Algunos niños son muy cautelosos de todo y quieren ser sujetados todo el tiempo. El niño necesita confiar en Usted Siempre dígale y muéstrele como lo esta ayudando.

El DVD de clases de natación demuestra muchas estrategias para ayudar a padres e instructores de natación a motivar al niño a nadar solo. Cuando ya sepa los pasos necessarios para propulsión, y se sienta cómoda debajo del agua, usted puede empujarlo ligeramente detrás de la cabeza dirigiéndolo hacia los escalones, dándole mas control en el agua. Muévalo hacia Ud, soltándolo un poco. Haga que busque un juguete que está bajo el agua. Muéstrele como pararse solo en el escalón al llegar.

Después de que el niño aprenda a saltar y agarrar la pared, usted puede enseñarle a saltar y nadar hacia usted. Mientras él niño nada, usted mueve sus brazos; él los verá debajo del agua y moverá sus brazos mejor para llegar a usted.

Para un niño de más edad que no quiere nadar solo, enséñele como jugar a ser un ‘pez topetón.’ Empujándose desde los escalones, y poniendo la cabeza en el agua, pateando bien duro, él tiene que topar su barriga con su cabeza. Comience por aguantar las manos del niño y contar hasta tres.

El niño se despega empujándose y usted dá un paso atrás diciéndole que patée salpicando. A medida que el niño se esfuerze por alcanzarlo, déjelo que le dé un topetón. Primero practique el pescado-topetón con dos manos, y luego con una sola mano. Cuando el niño se entusiasme topándole a usted en su barriga, usted introduce el pescado topetón sin manos, dándole un pequeño halón y luego soltándolo, mientras se mueve un poco hacia atrás. Pronto el niño iniciará el juego nadando solito.

Si el niño ya está nadando pero no quiere poner su cara en el agua, haga que nade hacia un juguete que usted tiene bajo la superficie. Mueva usted los brazos. Cuando el niño está nadando hacia usted, él los verá y moverá los suyos también.

Practique la acción de impulsarse desde los escalones nadando una distancia más larga hacia usted y nadando a los escalones.

Cuando extiende la distancia que el niño tiene que nadar, recuérdele de rotar y flotar boca arriba para descansar mientras nada hacia usted.

Manténgase vigilante. Si el niño aparenta estar en apuros, no lo recoja, ayúdelo a llegar al borde para que aprenda la importancia de llegar a su meta solo.

Para aumentar su habilidad, demuéstrele el cohete. El niño pone sus pies sobre los muslos suyos. Usted Lo sujéta por las piernas y él pone su cara en el agua. Déle un empujón al mismo tiempo que levanta las piernas a la posición horizontal.

Nade con su niño en la parte honda. Explíquele que puede nadar igual en la parte honda que en la baja. Si tiene miedo de la parte honda, haga que practique soltándose cerca del borde.

El niño se esforzará más cuando la distancia que tiene que nadar es más larga. Estimule y elogie al niño. Recuerde que el niño lo puede oír bajo la superficie.

Solamente confianza, habilidad, y respeto por el agua harán a su niño seguro en el agua.

 
© 2009 Swim Bea Productions